La comida venezolana provoca grandes sensaciones

Entre una mezcla de culturas y regiones, Venezuela se desarrolló como país. La potencia petrolera de la región fue recinto de muchos inmigrantes que llegaron provenientes de Europa, principalmente italianos, portugueses, alemanes y españoles ya sea en búsqueda de nuevas aventuras o desplazados de la segunda guerra mundial como el caso de muchos inmigrantes judíos que hicieron de Venezuela su hogar.

Todo este choque de culturas incidió en el desarrollo de la gastronomía en la nación, se reforzaron los sabores autóctonos de la región con técnicas y platos originarios de otros países, es por esto que la comida venezolana provoca en todos los que la consumen un sentimiento adictivo.

La comida venezolana provoca movimientos culturales

La gastronomía en Venezuela produce una serie de seguidores que comienzan a fomentar sus técnicas y a resaltar sus platos tradicionales, el caso de la hallaca, la arepa, la cachapa, el pabellón criollo, entre otros.

Muchos chefs de cocina internacional son de origen venezolano, como Sumito Estévez reconocido por trabajar en Gourmet Channel. Él ha implementado la utilización de platos típicos del país y sabores autóctonos para crear platos adaptados a la cocina internacional, logrando que se conozcan en el mundo.

Maestros areperos

Reconocidos mundialmente por las arepas, data del alimento de mayor consumo en la mesa de los venezolanos, y el que mayor rédito internacional ha dado, las arepas son creadas a partir de la mezcla de harina de maíz blanco, agua y sal y su posterior puesta al fuego para cocinarlas y dorar por ambos lados, este sabroso alimento se puede rellenar con queso, jamón, pollo, carne de res, carne de cerdo e inclusive granos rojos lo que lo hace variado como plato.